Consultora de Comunicación

Comunicación bidireccional: cómo sacarle el máximo partido en la comunicación política

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

La comunicación bidireccional consiste en que la comunicación recorre un camino de ida y vuelta, del emisor al receptor y viceversa. Las nuevas tecnologías, y muy especialmente las redes sociales, han propiciado esta circulación comunicativa de doble vía que propicia innumerables ventajas para la comunicación política.

En este artículo hablaré de los principales beneficios de la comunicación bidireccional en la política y en la comunicación institucional, y su aplicación en las redes sociales.

Comunicación bidireccional

¿Qué es la comunicación bidireccional?

La comunicación bidireccional es un flujo comunicativo en ambas direcciones, una conversación donde emisor y receptor tienen un papel activo y donde se produce intercambio de información y de opiniones.

Una comunicación donde no exista retorno es más parecida a un mitin que a una relación de igualdad entre emisor y receptor o, lo que es lo mismo, entre los líderes políticos y los votantes. Y ya sabemos que hoy los mítines tienen la función de reforzar las creencias y de mover a la acción sólo a quienes ya están convencidos.

La principal diferencia con la comunicación unidireccional es que esta última no permite la posibilidad de retroinformación, y en caso de la comunicación política, los electores no pueden realizar preguntas o simplemente expresar su opinión. Es decir, se produce una mera transmisión de información, porque el político vende su producto pero no recibe ningún tipo de sensaciones procedente del otro lado y, por tanto, no puede interactuar.

La política debe aprovechar la oportunidad que ofrecen las nuevas tecnologías, y muy especialmente las redes sociales, para propiciar y afianzar los vínculos con los electores a través de la conversación.

Ventajas de la comunicación bidireccional

La principal ventaja que ofrece la comunicación bidireccional es que el político tiene la oportunidad de interactuar con los ciudadanos y, por tanto, mostrarse como una persona de carne y hueso.

Gracias a este tipo de comunicación, se consigue:

  • Ganar cercanía y accesibilidad con los electores
  • Aumentar la confianza del público
  • Obtener información valiosa. El hecho de que los usuarios puedan expresar sus opiniones facilita una información muy relevante que permite al político conocer mejor a su público.
  • Conocer al votante facilita la relación con él, porque el político tiene la oportunidad de ofrecer un producto (programa político o de gobierno) más acorde a los intereses, necesidades y aspiraciones de su electorado
  • La relación entre político y votante es directa, sin intermediarios
  • Las personas se sienten más valoradas cuando se tienen en cuenta sus opiniones
  • La humanización de la marca personal del político puede influir en la decisión del voto

La comunicación bidirecional no es trabajo de un día ni los resultados son a corto plazo, pero es uno de los caminos más efectivos para ganarse la confianza de los ciudadanos.

Comunicación bidireccional en las redes sociales

Una de los principales rasgos de las redes sociales es el carácter bidireccional de la comunicación, es decir, emisor y receptor se sitúan en un plano de igualdad para emitir y recibir información.

Los comentarios y las interacciones (likes y acciones de compartir) son una fuente valiosísima de información para los políticos a cerca de lo que siente su público y lo que demanda de los representantes públicos. 

Cómo generar conversaciones

Existen varias maneras para iniciar conversaciones con tu público:

  • Personaliza tu cuenta: Hablar en primera persona y compartir contenido que no sólo sea político, sino que permita conocer a la persona que hay detrás, es una buena manera de humanizar al líder y de propiciar una conversación sincera con los ciudadanos.
  • Pregunta a tus seguidores: inicia una conversación con una pregunta abierta que no tenga mucha trascendencia, pero que anime a las personas que están al otro lado a expresarse. ¿Qué tal? ¿Cómo va el día? Sin duda podremos indagar sobre la vida y los gustos de nuestros seguidores.
  • Responde a las inquietudes: no basta con preguntar. También hay que responder a sus comentarios y, sobre todo, a las dudas que planteen. De esta manera no sólo se afianzan las relaciones, sino que se obtiene mucha más información de las personas con las que nos relacionamos.
  • Da la bienvenida a cada uno de tus nuevos seguidores: además de un gesto de cortesía es una buena manera de iniciar una conversación.
  • Amplía tu espectro de temas: no hables sólo de lo que te afecta a ti, ya sean políticos o no, sino que puedes comentar otros asuntos de actualidad o que sean virales. Preguntar a los usuarios su visión por algún tema concreto es una buena manera de iniciar una conversación y demostrar que estás al tanto de lo que ocurre en el mundo y a tu alrededor.
  • Emplea un tono cercano, sencillo e incluso humorístico: La gente quiere naturalidad y no complicarse la vida con reflexiones sesudas o demasiado complejas que puedan llegar a aburrir.

Aplica estos consejos y notarás como la comunicación bidireccional fluye sola, sin grandes esfuerzos. Tus seguidores, sin duda, agradecerán que estés al otro lado para conversar e intercambiar impresiones acerca de cualquier asunto que pueda afectar a vuestro entorno.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Suscríbete al Blog

Más artículos publicados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *